3 min. de lectura

 

En 2007, el decano de la Facultad Politécnica de la Universidad Nacional de Asunción (FPUNA), Prof. Abel Bernal, hoy rector de la UNA, me encomendó la tarea de coordinar todo lo concerniente a un viejo sueño que se hacía realidad: un primer doctorado científico del área de computación en Paraguay.

Incluía incorporar a investigadores paraguayos del extranjero al equipo de investigación que sustente el ambicioso proyecto de formar investigadores de reconocimiento internacional en el área de computación, reconociendo su valor estratégico para el desarrollo del país.

Así, apelando el patriotismo de investigadores paraguayos que hasta ese momento se encontraban en el exterior, fueron incorporados al equipo de investigadores locales reconocidos científicos como el D.Sc. Horacio Legal y el D.Sc. Christian Schaerer, además de algunos extranjeros como la D.Sc. Magna Monteiro, todos ellos viviendo hasta ese momento en Brasil y que aceptaron el desafío de iniciar un programa doctoral de alto nivel en Paraguay.

Para apuntalar este ambicioso emprendimiento científico, investigadores paraguayos viviendo en el exterior apoyaron desde sus lugares de trabajo, incluso pidiendo un año sabático en sus centros de investigación para venir a Paraguay a dictar cursos y orientar alumnos, como lo hizo el D.Sc. Carlos Brizuela, quien luego de un año en la FPUNA retornó al CICESE de México, desde donde continúa apoyando al programa de doctorado en cuestión.

Las actividades iniciaron ese mismo año, siendo aceptado como primer alumno del programa de doctorado el Ing. Diego Pedro Pinto-Roa, egresado de la Universidad Católica. Los orientadores en el inicio fuimos el profesor Carlos Brizuela y yo. Al mismo tiempo, asumí la coordinación del programa de doctorado, contando con la plena colaboración del Prof. Mariano Bordas, Director de Investigación y Posgrados, así como el pleno apoyo del decano y todo el Consejo Directivo de la FPUNA.

A pesar de un difícil comienzo con más entusiasmo que recursos, las clases se fueron dictando regularmente y las investigaciones comenzaron a dar sus primeros frutos con publicaciones científicas de alto nivel y los primeros premios científicos internacionales, como el Premio Chevron obtenido por Adolfo Arteta y Diego Pinto en San José de Costa Rica en el Latin-American Networking Conference – LANC de 2007.

Los arduos trabajos continuaron y en diciembre de 2011 Diego Pedro Pinto-Roa defendió su tesis doctoral titulada Diseño Multiobjetivo de Redes Ópticas WDM. Un enfoque basado en Algoritmos Evolutivos.

Inmediatamente después de su defensa de tesis doctoral, el flamante Dr. Diego Pinto-Roa asumió la dirección de la carrera de Ingeniería Informática en la FPUNA. Cabe destacar que las publicaciones realizadas por el Prof. Diego Pinto-Roa con sus orientadores (Barán y Brizuela) como parte de sus estudios doctorales recibieron una mención de honor del Premio Nacional de Ciencias 2012. Ya para ese entonces me había jubilado en la UNA y asumía la responsabilidad de coordinar el doctorado en computación el D.Sc. Horacio Legal, quien continúa en el cargo hasta la fecha, sorteando obstáculos y manteniendo el proyecto en constante crecimiento.

Motivados por el exitoso resultado de los trabajos del D.Sc. Diego Pinto-Roa, sus orientadores (Barán y Brizuela) iniciamos la orientación conjunta de Christian von Lücken, quien defendió en diciembre de 2016 su tesis doctoral titulada Análisis del estado del arte de algoritmos evolutivos para problemas de muchos objetivos y una propuesta de agrupamiento para su paralelización. En este sentida, cabe destacar que al momento de defender su tesis doctoral, el Dr. Christian von Lücken ya se encontraba entre los 15 investigadores paraguayos más citados según el Google Académico. Como ya ocurriera con el Dr. Diego Pinto-Roa, también el Dr. Christian von Lücken asumió la dirección de la carrera de Ingeniería Informática de la FPUNA, cargo que desempeña hasta la fecha.

Finalmente, corresponde mencionar que en julio de 2017 defendió también su tesis doctoral otro de los alumnos que me honró orientar, Fabio López-Pires. Esta tesis titulada Many-Objective Resource Allocation for Elastic Infrastructures in Overbooked Cloud Computing Datacenters Under Uncertainty viene a coronar un periodo de más de un quinquenio de trabajo tesonero con en el que se publicaron más de una docena de trabajos científicos entre conferencias, artículos de revista, capítulos de libro, y defensas de tesis que trajeron a Paraguay varios reconocimientos internacionales, como el tercer Premio del Concurso Latinoamericano de Tesis de Maestría otorgado en 2012 por el Centro Latinoamericano de Estudios en Informática y el Best Student Paper Award del 5to. Congreso Internacional de Computación en la Nube 2015.

La historia del doctorado en Ciencias de la Computación solo está iniciando en Paraguay, pero aun así, en su breve década de difícil subsistencia por falta de recursos suficientes y becas acordes a las exigencias del programa viene demostrando el enorme potencial de los jóvenes paraguayos para aportar a la ciencia cuando se les brinda las mínimas condiciones de trabajo. Se puede soñar en un Paraguay capaz de entrar a la era del conocimiento sin temores, esperanzado en dar una mejor calidad de vida a quienes aportan su trabajo e inteligencia para lograr un país cada vez mejor para las futuras generaciones.

 

¿Qué te pareció este artículo?
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (17 votos, promedio: 4,76 de 5)

Compartir artículo:

5 Comentarios

  1. Muy buen articulo profesor Baran. Interesante reseña de los avances del doctorado en computacion en Paraguay por el que tanto trabajo y empeño has puesto durante muchos años. Felicidades por los logros y a seguir adelante.

  2. Muchos somos los padres agradecidos al gran maestro Prof Benjamin Baran, quien debiera ser mas reconocido por este ingrato pais con sus grandes hombres!!!felicitaciones profesor y siga fuerte y firme por la educacion de nuestro hijos!!!!saludos!!!!

  3. Dr. Baran, usted no es un lujo para nuestro pais. Usted es lo que nos merecemos en la Academia y me congratulo de conocerlo y saber que la Patria científica le debe mas que una mera recordación.
    Usted honra al pais, a su familia y a los hombres de bien de esta tierra maravillosa.

  4. Éste es de esos artículos que a uno le sacude. Muchas felicidades a los pioneros, profesores y alumnos del doctorado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here