Los investigadores paraguayos conformaron grupos de trabajo para enfrentar al nuevo coronavirus. (Captura de pantalla)
2 min. de lectura

 

Alrededor de un centenar de investigadores y miembros del Conacyt se reunieron virtualmente este martes 17 para analizar la situación del COVID-19 en Paraguay y proponer acciones concretas contra la pandemia. El presidente del Consejo, Eduardo Felippo, prometió gestionar los fondos para investigación y desarrollo de emergencia.

Científicos e investigadores de todas las áreas convocaron a un encuentro digital con el fin de unir esfuerzos en la lucha contra el nuevo coronavirus, que ya tiene 11 contagiados en nuestro país. Luego de una hora y media de ideas y debates, se crearon comisiones que comenzarán a trabajar en distintos temas.

El primer grupo es el de diagnóstico y será coordinado por la Dra. Graciela Russomando, del Instituto de Investigaciones en Ciencias de la Salud de la Universidad Nacional de Asunción. El segundo es el de protección y desarrollo, que tendrá a su cargo el estudio, diseño y creación de lentes, mascarillas y atuendos para personal de blanco.

Este estará liderado por la Dra. Magna Monteiro, de la Facultad Politécnica de la Universidad Nacional de Asunción. Mientras que la comisión de reparaciones de respiradores artificiales será coordinado por Diego Stalder, también de la UNA. De los 400 respiradores que se tienen en el país, el 30 % necesita mantenimiento, por lo que es urgente arreglarlos.

El cuarto grupo es el de modelado matemático y trabajará en base a todos los datos epidemiológicos que se tengan, para hacer proyecciones. El mismo estará dirigido por el Dr. Christian von Lücken. Por último, habrá una comisión de sociales y educación, que trabajará con salud mental, estudio de poblaciones vulnerables y educación en medio de la pandemia.

No se descartan formar otros grupos o comisiones si los temas o la urgencia lo ameriten.

La organización del webinar estuvo a cargo del biólogo José Luis Cartes, director de Guyra Paraguay y presidente de la Asociación de Investigadores Científicos del Paraguay (ADICIP), Dr. Christian Schaerer, investigador del Núcleo de Investigación y Desarrollo Tecnológico (NIDTec) de la Facultad Politécnica de la UNA, la Dra. Antonieta Rojas de Arias, investigadora del Cedic y presidenta de la Sociedad Científica del Paraguay (SCP) y del Ing. Felippo.

“Aquí no buscamos hacer un artículo científico, no estamos detrás de un paper, sino de trabajar con los diagnósticos y datos para saber qué va a pasar con la pandemia. Nuestra misión es apoyar los esfuerzos del Gobierno nacional para combatir el COVID-19”, aseguró la Dra. Rojas de Arias.

Todas las acciones de los diferentes grupos serán coordinadas para apoyar el trabajo que está liderando actualmente el Ministerio de Salud Pública y Bienestar Social. Esto para no realizar labores aisladas ni superpuestas, con el fin de no desperdiciar valiosos recursos.

«Hemos creado grupos de trabajo. Se dividirán de acuerdo a los temas propuesto: grupo de trabajo de mascarillas que incluya también elaboración de guardapolvos, anteojos, etc.; grupo de diagnóstico para conocer rápidamente los casos; grupo de modelos matemáticos para proyecciones sobre el virus y su infección; grupo social para coordinar salud mental, sectores vulnerables, etc. Cada grupo deberá tener un coordinador que servirá de enlace con el gobierno», señaló Cartes.

El presidente de ADICIP informó que se concretó directamente que las dos impresoras 3D que tiene el Parque Tecnológico Itaipu serán utilizadas para la elaboración de las mascarillas y que el objetivo es aunar esfuerzos para lograr conexión entre la ciencia y el Gobierno paraguayo, para demostrar el valor que tienen los investigadores y la buena inversión que hay en materia de investigación.

«Lo más importante ahora es definir un árbol de problemas y fortalecer estas comisiones de trabajo. Luego vincularlas a las actividades que ya están siendo realizadas por las demás comunidades. No sé si vamos a salir ya con la solución, pero si salimos con el árbol de problemas, o mejor con un árbol de problemas, o algunos problemas identificados, veremos cómo trabajar”, dijo el Dr Schaerer.

Mientras que la Dra. Russomando manifestó que uno de los mayores problemas que tiene la comunidad científica es la falta de conexión real entre la academia y el Ministerio de Salud, por lo que este es un buen momento para solucionar este inconveniente. “Esta es una gran oportunidad de unirnos para conseguir un objetivo país. Y mostrar que el dinero que nos dieron a los investigadores en estos años puede utilizarse a favor del país”, indicó.

Por su parte, el Ing. Felippo aseguró que el Conacyt gestionaría dos millones de dólares (12.800.000.000 de guaraníes), conseguidos del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), para destinarlos a esta pandemia, por lo que pidió a los investigadores una hoja de ruta con las prioridades en materia de investigación y desarrollo relacionada al COVID-19.

Si bien los grupos ya comenzaron a conformarse, todos los investigadores que quieran unirse pueden hacerlo escribiendo a [email protected] o [email protected] Además de contactar al 0981-452729.

pronii cobros indebidos
Conacyt gestionará los recursos económicos y financieros que requieran los investigadores. (Ciencia del Sur)

 

¿Qué te pareció este artículo?

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (5 votos, promedio: 5,00 de 5)
Compartir artículo:

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here