3 min. de lectura

Por Lee McClenny *

Es un placer darles la bienvenida a todos a nuestra celebración del Día de la Independencia, el cumpleaños nacional de los Estados Unidos. Hoy celebramos ese día con ustedes, nuestros amigos y sus familias en Paraguay, mientras hacemos una pausa para reflexionar sobre los vínculos que nos unen y los objetivos a alcanzar mediante el trabajo continuo y compartido.

Este año hemos hecho grandes avances hacia esos objetivos compartidos. Hemos visto cómo la democracia continúa creciendo en Paraguay, con la nueva administración del Presidente Abdo Benítez y los actores de la sociedad civil logrando avances significativos en la lucha contra la corrupción y contra el crimen organizado.

Hemos fortalecido los vínculos comerciales y educativos y hemos dado la bienvenida al Secretario de Estado a Paraguay por primera vez desde 1965.

Nuestra relación bilateral ha dado un salto importante este año, y estamos entusiasmados en aprovechar este impulso. Conmemoramos otro salto esta noche: el 50 aniversario del alunizaje el 20 de julio de 1969. Las misiones Apolo captaron la atención del mundo y demostraron el poder de la visión y la tecnología para inspirar a la humanidad.

(De izq. a der.) Foto oficial de la tripulación del Apolo 11: Neil A. Armstrong, Michael Collins y Edwin E. «Buzz» Aldrin. (NASA)

En 1962, el Presidente John F. Kennedy dejó en claro su visión. Él dijo: «Elegimos ir a la Luna en esta década y hacer otras cosas, no porque sean fáciles, sino porque son difíciles, porque esa meta servirá para organizar y medir lo mejor de nuestras energías y habilidades».

En una década, más de 400.000 personas han trabajado en las misiones Apolo y la NASA ha alunizado seis veces. Neil Armstrong, el primero, tenía 38 años cuando anunció que había dado «un pequeño paso para el hombre» y «un gran salto para la humanidad». Podría haber estado pensando en sus amigos paraguayos cuando dijo «humanidad».

Tal vez sepan que Armstrong visitó el Paraguay en 1966, estuvo en el Hotel Guarani y visitó el Palacio de López.

El alunizaje fue sólo el comienzo de nuestra exploración y todos se han beneficiado de lo que hemos aprendido en el camino. A nivel mundial, todos usamos las innovaciones de la NASA a diario, desde tecnología médica como escaneos CAT, miembros artificiales y sistemas de purificación de agua, hasta equipamiento diario como calzados deportivos y teléfonos con cámara con Bluetooth.

Es hora de que esa exploración continúe. Con la firma de la Directiva de Política Espacial-1 en 2017, el Presidente Donald Trump volvió a enfocarse en la NASA, en trabajar con socios internacionales y comerciales para regresar a la Luna en el 2024. La presencia lunar de la NASA se centrará en la ciencia, la gestión de recursos y la reducción de riesgos para futuras misiones a Marte.

Embajador de EE.UU. en Paraguay, Lee McClenny. (Foto Embajada de Estados Unidos)

Para lograr este ambicioso calendario, la NASA trabajará en estrecha colaboración con la industria de los Estados Unidos para fomentar la innovación y la sostenibilidad de sus actividades espaciales. Los Estados Unidos colaborarán con socios internacionales para permitir un programa sostenible de exploración y desarrollo lunar.

Queremos que Paraguay esté incluido entre esos socios, y vemos un gran potencial a medida que el gobierno nacional alienta a más estudiantes a estudiar las disciplinas STEM (Ciencia, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas), a través del generoso apoyo que BECAL brinda a los académicos Fulbright.

De hecho, los paraguayos tienen un interés de larga data en la astronomía, que se refleja en la tradición guaraní y por la divulgación del apreciado profesor Blas Servín, con quien
estamos profundamente agradecidos por compartir gran parte del material histórico que se muestra esta noche.

También agradecemos a nuestros amigos del Ministerio de Defensa por prestarnos la roca lunar que se exhibe esta noche.

La Agencia Espacial del Paraguay (AEP) ha logrado grandes avances en el establecimiento de un programa espacial nacional para el desarrollo del primer satélite de Paraguay. La Directora de la División de Ciencias de la Tierra de la NASA, Dra. Sandra Cauffman, culminó recientemente su segunda visita a Paraguay, y nosotros en la Embajada esperamos apoyar la creciente relación entre la NASA y la AEP.

Un paraguayo que puede jugar un papel importante en el futuro de los esfuerzos de Paraguay en el espacio es Sebastián Núñez. Sebastián participó en el programa de becas de Inglés Access de la Embajada y el año pasado recibió una beca para asistir al Space Camp en Huntsville, Alabama, un campo de entrenamiento para muchos
astronautas de la NASA.

El próximo año, Sebas espera asistir a la universidad en los Estados Unidos. Estamos ansiosos por verlo triunfar en su formación académica y retornar para desarrollar e implementar su experiencia y conocimientos aquí en Paraguay.

Sebas no está solo, por supuesto. Casi el 40% de los paraguayos son menores de 25 años. En la Embajada, tenemos el privilegio de ser testigos de su energía y dinamismo a través de nuestros programas de intercambio educativo. Nuestros exalumnos son paraguayos que están comprometidos a erradicar la corrupción y promover la democracia, la inclusión social y un futuro más próspero para todos.

Ya están creando un Paraguay mejor. Estados Unidos seguirá siendo un socio comprometido con ese esfuerzo. Como muchos de ustedes ya saben, hemos invertido en nuestro futuro compartido a través de la construcción de nuestro nuevo complejo de la embajada, por un monto de $250 millones de dólares.

Los astronautas han observado y descrito al mundo desde arriba como una experiencia abrumadora, como mirarse al espejo por primera vez. La visión inspira una profunda comprensión de que las fronteras políticas que nos dividen no significan nada en comparación con el vínculo humano que nos conecta. Este es, quizás, el descubrimiento más importante que hemos hecho en el espacio.

Un agradecimiento especial a nuestros generosos patrocinadores que han hecho posible que estemos aquí esta noche. Gracias a todos por acompañarnos para celebrar nuestro 243 cumpleaños y nuestro compromiso de dar más saltos gigantes juntos en el futuro.

Buenas noches.

Celebración de los 243 años de Independencia de EE.UU. y 50 años de la llegada del Apolo 11 a la Luna. (Foto Embajada de Estados Unidos)

 

* Embajador de los Estados Unidos de América en Paraguay. Discurso leído por la celebración del 4 de julio, el 27 de junio en el Centro de Eventos Las Takuaras. 

 

¿Qué te pareció este artículo?

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)

 

 

 

Compartir artículo:

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here